top of page
Buscar

Errores que cometemos las madres cuando alimentamos a nuestros hijos selectivos



Tener a un hijo que no quiere comer no puede ser mejor descrito que como una situación estresante para no decir frustrante. Es mucho lo que se nos pasa por la cabeza en relación a su salud porque como adultos entendemos que si no come

  • Se enferma mas

  • Baja de peso


  • No duerme bien

  • No crece

  • Sin contar que con estos inadecuados hábitos de alimentación también viene los cambios de humor.

Ahora, esto es en general pero si además tienes a un hijo diagnosticado dentro del espectro, esta situación se hace aún más retadora por los innumerables síntomas y condiciones metabólicas que hacen que el consumo de alimentos sanos y culturalmente aceptados sea aún más difícil.

Si, los niños dentro del espectro tienen más probabilidades de tener problemas de alimentación y son más selectivos que niños de su misma edad que no tengan diagnóstico. ¿Ahora qué está pasando? Que culpa tengo YO de todo esto?

La verdad que culpa como tal ninguna, esto debería ser visto como falta de información o falta de guía desde el momento que esto comenzó a suceder. Muchos pacientes comentan que su hijo comía bien hasta los 2 años en donde casualmente son diagnosticados y después de allí ellos comienzan a rechazar alimentos. Entonces es allí en donde nosotras las madres comenzamos a hacer maniobras para lograr detener el rechazo. Por eso te digo que no es tu culpa, es una consecuencia esperada ante la inocencia y deseo de la madre porque coma.

Entonces, vamos a identificar cuáles son esas cositas que no estamos haciendo tan bien y que de lo contrario, nos pueden sabotear nuestro trabajo

FALTA DE HORARIO. Lo creas o no los niños necesitan horario y necesitan un norte. Veo mucho sobre todo cuando pregunto acerca de rutinas que muchas familias desconocen de la importancia de esto. Los niños necesitan rutinas y sobre todo los niños dentro del espectro cuyos horarios están divididos entre terapias y colegio. Comer debe estar dentro de su rutina.

EXPOSICIÓN. Muchas de nosotras tiramos la toalla al ver que después de horas cocinando nuestro hijo no come lo que con mucho amor y sacrificio hemos preparado. Entonces aquí comienza el abandono. El abandono en ofrecer y en exponer. La literatura comenta que los niños dentro del espectro necesitan que los expongamos al menos 60 veces (si, leíste bien, no se me escapó el cero) hasta finalmente lograr que les guste o no les guste algún alimento. Estoy segura que no has intentado más de 10 veces. Y ya el 10 es un número

NO ELEGIR EL MOMENTO ADECUADO. Esto es algo bien típico no saber cuándo comenzar. Muchas veces elegimos un mal momento. A pesar de que deseamos enormemente que nuestro hijo coma y acepte alimentos no siempre es el mejor momento y esto a veces causa frustración porque tampoco es fácil para nosotras llenarnos de fuerzas y ganas y entonces verlo interrumpido por cuestiones ajenas a nuestra voluntad. Como saber cuando iniciar y qué evitar

Evitar los días que haya tenido un mal dia en la terapia

Evitar los días en donde tuvo algún problema en el colegio

Evitar comenzar cuando está enfermo. Incluso cuando haya pasado una mala noche. Esto también debes evitarlo.

LA IMPORTANCIA DE LA FAMILIA

Seguramente vienes creyendo que la introducción de alimentos a un niño picky es únicamente nutricional. Dejame decirte que el ambiente que prepara el terreno nutricional no tiene nada que ver con nutrición sino con la familia. SI, la familia es una pieza fundamental porque

  • La familia da soporte

  • La familia enseña y educa

  • La familia nos sirve de modelo

  • La familia fortalece nuestro sentido de identidad y pertenencia

Y aunque te parezca que tu hijo no tiene ni idea del rol de la familia en todo esto, el impacto que este último ejerce es bien importante.

Asi que aqui mis recomendaciones

  1. Establecer rutinas familiares. NOs sentamos todos a comer, compartimos casi siempre la mayoría de los platos y comemos (con algunas pequeñas modificaciones) la misma comida

  2. Los niños deben comer con sus padres o cuidadores

  3. Establecer rutinas. Se come a esta hora, en este lugar y bajo estas condiciones (estar bañados al momento de la comida, lavarse las manos antes de sentarse, si son niños más grandes que salen afuera jugar entonces deben estar a tiempo para el momento de la servida)

  4. No dejar de exponer. Siempre buscar la manera de exponerlo a diferentes preparaciones

  5. Identifica cuál y cuándo es el mejor momento para exponer. A Veces es necesario esperar ese buen momento antes de más bien enlentecer el proceso

Conclusion

A pesar de que la introducción de alimentos puede ser cuesta arriba y no hayas tenido una experiencia muy placentera en el pasado, si existen técnicas que nos ayuda y nos orienta a cuál es la mejor manera de hacerlo. Ven y descubrelo en mi curso Nutriendo a mi hijo picky


257 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

תגובות

לא היה ניתן לטעון את התגובות
נראה שהייתה בעיה טכנית. כדאי לנסות להתחבר מחדש או לרענן את הדף.
bottom of page